La deuda eterna


usa-celebraDespués de la enésima derrota ante equipos de Estados Unidos, no queda otra salida que aceptar lo evidente: el béisbol cubano encriptó su propia fórmula secreta del triunfo ante el eterno rival, pero hace ya demasiado tiempo olvidó por completo la contraseña. Esta vez fue la Selección Nacional sub-18 la que salió por la puerta estrecha, tras quedar al campo 6×5 y perder su condición de invicta en el grupo B del Campeonato Mundial que acoge Taipei de China.

Los caribeños dilapidaron una ventaja de tres carreras, conseguida en la segunda entrada ante los envíos del abridor Justus Sheffield, por roletazo impulsor del torpedero Moisés Esquerre, y cañonazos de Víctor Mesa y Julio Pablo Martínez que redondearon el racimo de tres anotaciones.

El diestro Noel Ortiz trabajó sin muchos sobresaltos el primer tercio, pero en la parte baja de la cuarta llegaron las complicaciones. Tras dos outs, permitió el primer jit del juego y acto seguido el antesalista Yanio Pérez cometió un error en tiro que sería clave en el resultado del choque. Luego de un pasaporte gratis que llenó las bases, el receptor Jeffrey Schwartz conectó sencillo al jardín izquierdo que acortó distancias y puso el marcador 3×2.

Los estadounidenses tomaron ventaja en la séptima entrada ante las ofertas del relevista Vladimir Gutiérrez, quien trabajaba desde el cuarto episodio. Un par de boletos y un incogible dejaron la escena preparada para que el antesalista Michael Rivera impulsara con cañonazo a la banda derecha las dos carreras que ponían delante a su equipo. Al rescate de Gutiérrez fue llamado entonces Aldo Conrado, quien no pudo evitar que el jardinero izquierdo Adam Haseley le pegara imparable al jardín central y remolcara la quinta del equipo norteamericano.

En su última oportunidad ofensiva, los cubanos salieron dispuestos a pelear hasta el final. El tercer bate y camarero, Joan Manuel Moncada, sorprendió a la defensa rival con un toque de bola perfecto por tercera base. Luego, tras el ponche al cuarto madero, Yanio Pérez, el sustituto Randy Arozarena (había sustituido al granmense Alexquemer Sánchez en la séptima) pegó triple impulsor al jardín derecho y anotó el empate en jugada continuada, por error del segunda base en tiro de relevo.

Así, los cubanitos solo tenían que sacar tres outs en la azotea de la novena para volver a la carga en extrainnings, pero el conjunto de las barras y las estrellas tenía otros planes. El designado Brigman abrió con sencillo al derecho y se fue hasta segunda por sacrificio, cuando el Alto Mando cubano tomó una controvertida decisión: bolear intencionalmente al camarero Trace Loehr (llevaba de 3-0 con par de ponches) para lanzarle al antesalista Rivera, el mismo bateador que había adelantado a su equipo en la séptima. En definitiva, ya ante el apagafuegos Yoandri Caro, el segundo bate estadounidense conectó sencillo al bosque derecho y dejó al campo al conjunto cubano.

Ahora, Cuba comparte con Estados Unidos la primera posición del grupo B, con balance de tres victorias y una derrota. En el tercer puesto marchan Corea del Sur y Australia, ambos con 2-2.

Por la llave A, Japón manda, con 4-0, delante de Taipei de China (3-1), Venezuela y Canadá (2-2), México (1-3) y República Checa (0-4).

Resultados del día:

Grupo A: Canadá-México (11×4); Japón-República Checa (15×0 súper KO); Taipei de China-Venezuela (10×0).

Grupo  B: USA-Corea del Sur (2×1); Italia-Australia (7×4); Cuba-Colombia (10×0); Corea del Sur-Australia (4×0), Colombia-Italia (6×4); Estados Unidos-Cuba (6×5).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s